Almodóvar y Smith escenifican división sobre presencia de Netflix en Cannes

Han pasado solo unas horas desde que arrancara oficialmente la 70 edición del prestigioso Festival de Cannes, pero esa circunstancia no ha impedido que ya se haya generado un intenso debate en su seno a cuenta de la presencia de dos películas del gigante de distribución Netflix entre las candidatas a la Palma de Oro: ‘The Meyerowitz Stories’, de Noah Baumbach, y ‘Okja’, de Bong Joon-ho.

Aunque fue la propia organización la que encendió la llama de la polémica al anunciar a finales de abril que, a partir del año que viene, solo tendrían cabida entre las nominadas aquellas cintas que hubieran sido proyectadas en las salas de cine francesas, ayer miércoles dos de los miembros más destacados del jurado, Pedro Almodóvar y Will Smith, no dudaron en exhibir abiertamente la profunda brecha que ha provocado esta decisión aprovechando su presencia en la rueda de prensa inaugural.

“Personalmente, no creo que la Palma de Oro deba ser concedida a una película que no haya sido proyectada en la gran pantalla. Esto no quiere decir que no esté abierto o que no celebre la llegada de las nuevas tecnologías, pero sinceramente, mientras yo esté vivo, seguiré luchando para reivindicar la capacidad que tiene la gran pantalla de hipnotizar y embelesar a los espectadores”, aseguró el cineasta, presidente del jurado en esta edición, sobre su predilección por el medio tradicional como complemento artístico de la producción cinematográfico.

En contraposición a la postura del manchego, Will Smith aboga por no discriminar, de cara a la competición, entre aquellos títulos disponibles únicamente en las plataformas de ‘streaming’ y los que se estrenan en cartelera, al entender que ambos formatos son complementarios.

“Tengo una hija de 16 años y dos chicos, uno de 18 y otro de 24. Van al cine dos veces por semana y también ven Netflix. En mi casa al menos, Netflix no ha condicionado en absoluto las veces o las razones que nos llevan al cine. De hecho, creo que su llegada ha sido muy positiva, ya que [a mis hijos] les ha dado acceso a una serie de contenido que jamás habrían visto sin ello. Les ha ayudado a ampliar sus horizontes cinematográficos”, argumentó el astro de Hollywood, quien curiosamente se dispone a estrenar una nueva película, titulada ‘Bright on the Way’, exclusivamente en Netflix.

Quizá para rebajar la tensión del momento o simplemente para demostrar que las desavenencias sobre el futuro de la industria no ha mermado la buena relación que existe entre ambos, Will cerró el encuentro con los periodistas dedicando un gesto de admiración a sus compañeros en el jurado -formado también por los directores Paolo Sorrentino, Maren Ade, Park Chan-wook, la actrices Jessica Chastain y Agnes Jaoui, y el compositor Gabriel Yared-, y expresando su deseo de sacar el máximo partido a tan enriquecedora experiencia.

“Esta es una gran oportunidad para mí. De verdad espero poder salir de aquí siendo un poco menos tonto de lo que soy al entrar”, bromeó al tiempo que provocaba sonoras carcajadas entre todos los asistentes.