Maluma no pierde las ganas de animar a su selección ni tras su robo millonario

El paso de Maluma por el Mundial de Rusia 2018 no comenzó seguramente como el esperaba. Tras aterrizar en Moscú el pasado sábado para animar a Colombia y disfrutar del resto de partidos del evento deportivo, el cantante fue víctima de un robo por valor de decenas de miles de dólares en el hotel Four Seasons en que se alojaba, se cree que junto a su novia Natalia Barulich.

Por suerte el reguetonero no se encontraba en su habitación en ese momento, ya que había salido para presenciar uno de los encuentros, lo que en parte contribuyó a que los ladrones se hicieran con un botín valorado supuestamente en más de 600.000 euros y compuesto por joyas -relojes y diamantes- y accesorios y prendas de firmas de lujo.

Ese incidente habría sido suficiente para que cualquiera decidiera hacer las maletas y diera por concluida su estancia en el país, pero ese no ha sido el caso de Maluma. El intérprete ha decidido no hacer mención a tan desagradable suceso en sus redes sociales y, en su lugar, ha seguido proyectando la misma ilusión ante la posibilidad de poder apoyar desde las gradas al conjunto cafetero. De hecho, este mismo martes fletó un jet privado para viajar hasta Saransk a presenciar el encuentro entre Colombia y Japón.

“Bueno muchachos, un saludito. Se llama amor incondicional por nuestra selección. ¡Vamos, Colombia, carajo!”, aseguraba muy emocionado el cantante -enfundado en la camiseta de su selección- en un vídeo que compartió en sus redes sociales ya a bordo del bus que les llevaba a él y a varios de sus amigos, incluido su padre, al estadio donde iba a disputar la cita.

Sin duda la jornada no acabó como esperaba Maluma, ya que Colombia perdió dos a uno contra el combinado nipón, pero lo importante es que la estrella ha recuperado la sonrisa junto a los suyos tras el mal trago de quedarse sin parte de su guardarropa.

SUPER Q PANAMA

GRATIS
VIEW